SORPRESIVO DERRUMBE DEL DOLAR – MERCADO DE DIVISAS SEGÚN LA ABC

LA PASADA fue una semana difícil, tanto acá como en los mercados internacionales de divisas, signada por una fuerte volatilidad de los tipos de cambio y diversos hechos, un tanto inesperados, que jugaron decisivamente para complicar la acción de los operadores. El dólar se ha depreciado casi un 3% en los últimos cinco días, lo que constituye el mayor repliegue semanal en seis meses. Si superara con claridad las 1,18 unidades por euro, se colocaría en sus mínimos desde junio. En mayo alcanzó su precio más bajo de todos los tiempos respecto al euro. Se informó que Alemania salió de la recesión en el tercer trimestre y que Francia creció el doble de lo esperado. Un fuerte avance, hasta cotizar $ 620 por dólar, registró el viernes el peso chileno frente al dólar estadounidense, impulsado por una avalancha de oferta de divisas después de que el Banco Central decidió mantener sin cambios la tasa de interés de referencia. El Banco Central de Brasil, por su parte, recortaría esta semana la tasa de interés de referencia por sexto mes consecutivo. El BCRA impulsó una nueva leve suba del valor del dólar, a $ 2,87.

 PANORAMA NACIONAL – Durante la semana pasada se observó una mayor movilidad del tipo de cambio en el mercado, consecuencia de una clara intención del BCRA de promover una leve escalada del valor del dólar. Así, a pesar de haber absorbido con sus compras diarias un total de USD 150 millones, el peso mostró, al cierre del viernes, una caída del 0,8% con relación al de la semana anterior. Se registró también un menor volumen de operaciones, con un promedio diario de USD 91,5 millones, resultando esa cifra un 17,5% menor al de las jornadas previas, habiéndose realizado un 51% del total de las transacciones a través del sistema electrónico Siopel-Forex y el 49% por el MEC, con intervención de los corredores de cambio. La novedad fue que el BCRA, sorpresivamente, dejó de informar sobre las operaciones que realiza en el mercado cuando lo hace en calidad de intermediario entre las entidades financieras que no se dan crédito. Recordamos que en nuestro comentario de la semana anterior incluimos una fuerte crítica sobre dicha modalidad operativa que, lo repetimos hoy, nada tiene que ver con la función específica que debe cumplir el ente monetario. Realmente, lamentable. Por su parte, los exportadores de cereales y oleaginosas, según informaron a través de sus cámaras, en las cinco jornadas liquidaron operaciones por un total de USD 159,1 millones, un 23% más que en igual período anterior. Quedó claro, una vez más, que la suba de la cotización del dólar a $ 2,87, según el cierre informado por el Banco de la Nación, nada tiene que ver con una mayor demanda de la divisa estadounidense ni del billete verde en los mercados, sino que responde, exclusivamente, a una decisión exclusiva del BCRA de promover dicha suba, persiguiendo un objetivo que sólo conocen quienes ostentan hoy la responsabilidad de conducir la política cambiaria de la entidad. La buena noticia de la semana fue el anuncio de que el Banco Mundial prestará a nuestro país USD 4.500 millones que, según lo informado, en gran parte se destinará a financiar obras de infraestructura.

 PANORAMA INTERNACIONAL – Al comienzo de la semana el dólar mantenía la fortaleza lograda al filo de la anterior, por los excelentes datos conocidos sobre la economía estadounidense. Sin embargo, la actividad en los mercados de cambio decayó fuertemente el martes, por el feriado en los Estados Unidos (Veterans Day), aprovechando entonces el euro para retomar el nivel de 1,15 por dólar, tras declaraciones del economista jefe del BCE, Otmar Issing, quien mostró su optimismo por las señales de crecimiento en la Unión Europea. El yen japonés volvía a tocar 108 por dólar, su nivel más alto desde noviembre de 2000, en respuesta al relajamiento en la política de intervención del BOJ sobre su divisa. Pero el miércoles, sorpresivamente, la divisa de la UME se disparó hasta los 1,16 dólares por el repentino interés de inversores japoneses en bonos públicos europeos. El euro siguió el jueves su tendencia alcista, alcanzando los 1,17 dólares, ante las buenas noticias procedentes de Alemania y Francia, que han puesto fin a la recesión de sus economías. Por otro lado, la divisa estadounidense se vio perjudicada también por el anuncio de aumento del ya elevado déficit comercial, que en septiembre avanzó hasta los USD 41.300 millones. Finalmente, el euro subía de nuevo el viernes hasta alcanzar los 1,18 dólares por unidad. Todo ello, en un día en el que los datos económicos parecían favorecer al dólar. Sin embargo, pese a un amago de recuperación del billete verde, la moneda europea se apreciaba con claridad después de la apertura bajista en Wall Street y la divisa estadounidense sufría la mayor caída semanal en seis meses. Según los analistas el mercado se ha centrado ahora en los desequilibrios de la economía de los Estados Unidos y esto ha intensificado la corrección técnica de los últimos días, pero creen que hasta final de año el euro se moverá en un rango lateral amplio, de 1,14-1,18 dólares por unidad. El euro cerró el viernes en New York a USD 1,1785.

Deja un comentario